Almacenamiento de energía

El almacenamiento de energía se ha convertido en uno de los mayores retos de nuestra era. En un mundo en el que el consumo de energía aumenta y afrontamos un cambio de paradigma desde modelos energéticos fósiles a renovables, el almacenamiento de energía supone el eje sobre el que gire todo este cambio.

El almacenamiento de energía es un elemento verdaderamente importante ya que aporta toda la seguridad y disponibilidad de la energía captada por fuentes renovables. Tanto es así, que realmente tiene el potencial suficiente para cambiar tanto el sector eléctrico como la usabilidad de todos los sistemas que tienen que ver con él. En NextCity Labs® seguimos avanzando en la búsqueda de nuevas tecnologías de almacenamiento que siga respaldando la expansión de las energías renovables.

Las necesidades de almacenamiento llegan desde todos los niveles: Las personas, viviendas, comercios e industrias tienen demandas crecientes de energía y es necesaria una completa disponibilidad de ella. Por ello es muy importante que este almacenamiento sea ON y OFF grid. Crucial para áreas remotas donde no exista infraestructura eléctrica, e importantísima también con respaldo a la red principal, que cada vez será más dependiente de la climatología y las características del medio ambiente. Este campo ha impulsado efectos indirectos muy positivos en el resto de aplicaciones estacionarias, especialmente en la gestión de la red eléctrica. El almacenamiento puede hacer de la red eléctrica una instalación más robusta evitando sobrecargas térmicas, lo que permite a su vez evitar las inversiones en nuevas infraestructuras de transporte y distribución de la energía, promoviendo además la seguridad energética.

Para que los sistemas eléctricos alimentados de energías limpias funcionen en su versión más óptima, y para alcanzar un nivel de sostenibilidad acuerdo con los nuevos modelos responsables con el entorno amparados en el marco de la filosofía Smart City, se necesitan implantar los sistemas de almacenamiento de energía más sostenibles que ofrezca el mercado.

Existen diversos tipos de almacenamiento de energía, pero uno de los más eficientes y más utilizados a día de hoy están basados en el litio. Gracias a la investigación a nivel químico, se ha progresado mucho en la materia desarrollando sistemas mucho más apropiados que el ion-litio. El litio ferrofosfato (LiFePO4) es la tecnología que mayor aceptación está teniendo a nivel internacional, tanto a nivel doméstico como en proyectos de almacenamiento masivo. Esto es debido a su alta seguridad, gran eficiencia incluso en temperaturas altas y una vida útil más larga que otras tecnologías existentes. Destaca también la tecnología de titanato de litio (Li2TiO3), cuya vida útil es aún mayor que la anterior y tiene muy buen desempeño también en ambientes con temperaturas muy frías. Sin duda son estas dos tecnologías las que marcarán el futuro en los próximos años.

Destacar también que estos sistemas de almacenamiento vienen a mejorar los sistemas tradicionales a nivel medioambiental, debido a una importante reducción de los elementos contaminantes y unas políticas de reciclaje más estrictas, de las que todos debemos de formar parte.

El aumento del nivel del mar es una realidad

Durante décadas, activistas ambientales han presionado a gobiernos, empresas e individuos para que tomen medidas urgentes frente al cambio climático y eviten que la temperatura global supere los 1,5 grados Celsius por encima de los niveles preindustriales.

El calor del subsuelo urbano puede utilizarse para descarbonizar

El calor residual en el subsuelo de las ciudades representa una fuente de energía no convencional que podría ser clave para descarbonizar las áreas urbanas. Investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y la Asociación Madrid Subterra están explorando cómo utilizar este recurso para mejorar la eficiencia energética y reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO2).

La mayor fuente de electricidad fotovoltaica en España

La energía fotovoltaica alcanzó unas cuotas históricas este mes pasado de mayo en España. Según los datos proporcionados por Red Eléctrica, el operador del sistema, la energía solar fotovoltaica ha producido 4.563 GWh. Este es el mayor registro mensual jamás alcanzado por esta tecnología en España, superando el récord anterior de 4.552 GWh establecido en julio de 2023.

El impacto de las interconexiones eléctricas en las renovables en Europa

En las últimas décadas, Europa ha avanzado significativamente en la integración de sus mercados eléctricos nacionales mediante el establecimiento de una extensa red de interconexiones transfronterizas. Estas conexiones no solo permiten el intercambio de electricidad entre países, mejorando la eficiencia y la seguridad del suministro, sino que también apoyan la transición hacia un sistema energético más sostenible basado en fuentes renovables como la energía eólica y solar.

¿Qué barreras existen que lastran el almacenamiento y el hidrógeno verde?

La Unión Española Fotovoltaica (UNEF), que agrupa a más de 800 empresas del sector solar en España, ha inaugurado la primera jornada de la II Cumbre de Almacenamiento e Hidrógeno Verde para la Energía Solar. Manuel García, director general de Política Energética y Minas del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico, abrió el evento, que reunió a más de 30 expertos nacionales e internacionales en estas tecnologías clave para la transición energética.

El primer barco de hidrógeno español premiado en Navalia

La posibilidad de que los coches transporten energía está revolucionando el concepto tradicional de movilidad. Los vehículos eléctricos equipados con tecnología de carga bidireccional pueden funcionar como baterías móviles, almacenando energía y devolviéndola a la red eléctrica o suministrándola a otros dispositivos en momentos de alta demanda. Además, los vehículos de pila de combustible de hidrógeno pueden generar electricidad a bordo, ofreciendo una fuente de energía portátil y versátil. Estas innovaciones no solo potencian la eficiencia energética, sino que también abren nuevas oportunidades para aplicaciones comerciales y de emergencia, subrayando el potencial de los coches como unidades móviles de almacenamiento y suministro de energía.

¿Pueden los coches transportar energía?

La posibilidad de que los coches transporten energía está revolucionando el concepto tradicional de movilidad. Los vehículos eléctricos equipados con tecnología de carga bidireccional pueden funcionar como baterías móviles, almacenando energía y devolviéndola a la red eléctrica o suministrándola a otros dispositivos en momentos de alta demanda. Además, los vehículos de pila de combustible de hidrógeno pueden generar electricidad a bordo, ofreciendo una fuente de energía portátil y versátil. Estas innovaciones no solo potencian la eficiencia energética, sino que también abren nuevas oportunidades para aplicaciones comerciales y de emergencia, subrayando el potencial de los coches como unidades móviles de almacenamiento y suministro de energía.

Los avances de los microcondensadores en el almacenamiento de energía

Un equipo de científicos del Laboratorio Nacional de Berkeley y del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) ha logrado un avance significativo en el campo del almacenamiento de energía en microchips. Los investigadores están trabajando para llevar el almacenamiento de energía directamente a los microchips, lo que reduciría las pérdidas que ocurren durante el transporte de energía entre los distintos componentes del dispositivo. Para que este enfoque sea efectivo, el almacenamiento de energía en el chip debe ser capaz de almacenar una gran cantidad de energía en un espacio muy reducido y suministrarla rápidamente cuando sea necesario.

Microsoft sella un acuerdo histórico por energía renovable

Microsoft formalizó un compromiso sin precedentes con el desarrollo de 10,5 gigavatios (GW) de capacidad adicional de energía renovable en todo el mundo. En un esfuerzo por avanzar en sus objetivos relacionados con la inteligencia artificial (IA) y el medio ambiente. Esta capacidad renovable surge de un acuerdo con el gestor de fondos de capital riesgo canadiense, Brookfield Asset Management.

Europa debe aumentar los puntos de recarga para cumplir con los objetivos

Europa enfrenta un desafío monumental en su camino hacia la reducción de emisiones de dióxido de carbono. Entre ellos es la falta de infraestructura de recarga para vehículos eléctricos. Un estudio reciente de la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (Acea) revela que la UE necesita multiplicar por ocho la cantidad de puntos de recarga disponibles cada año hasta 2030.